Chef / Sommelier

Hablar sobre las cualidades que han hecho de Pablo Ranea un destacado chef es hablar especialmente de terroir, puesto que el sello distintivo de sus preparaciones es sinónimo del vertiginoso crecimiento desplegado por el vino y la gastronomía argentinos. Quién mejor para acercarnos a una especial experiencia culinaria que un renombrado chef, que también es un distinguido sommelier.

Desde el comienzo de su carrera ha estado a la vanguardia en temas de maridaje complementando su cocina con extraordinarios vinos. Es uno de esos chefs que vio crecer al vino  argentino; volverse cada vez más sofisticado y solicitado en los mercados mundiales. Pablo ha sido consultor de bodegas de prestigio internacional que confían en él el diseño de platos que acompañan sus vinos con excelencia.

Desde el año 2006 hasta principios de 2016, fue el chef ejecutivo de Azafrán, un espacio que le otorgó innumerables oportunidades y en el que desarrolló toda su visión sobre la nueva cocina argentina.  Considerando que siempre hay algo nuevo que aprender, experiencias para vivir y amigos por conocer, está en constante exploración de distintos horizontes culinarios.

En busqueda de la emoción y la libertad de explorar y aprender de nuevas cocinas, Pablo sale de su zona de confort y se reinventa apostando a la cocina itinerante.

Tal como lo hacen los flying winemakers, hoy es un chef que corre libre, un creador independiente, un asesor experto y consultor de restaurantes internacionales: un chef nómade.

Ama los desafíos y junto a su compañero, el arquitecto Alejandro Cohen, han abrazado el concepto pop-up: experiencias gastronómicas ambulantes que resultan ciertamente emocionantes. Como anfitrión de una comunidad que no admite fronteras, él comparte sus creaciones y su savoir-faire con toda devoción.

Pablo lleva el terroir argentino a diversos rincones del mundo. Ha participado en ferias, talleres y  festivales internacionales de cocina y vinos dirigidos a cocineros, chefs, sommeliers y público en general: Les Journées Internationales du Malbec en Francia; varias ediciones del Malbec World Day (en las principales capitales) y clases magistrales de cocina y vinos en De Gustibus Cooking School (Nueva York); The International Culinary Center (California) y Urban Kitchen (Lima), entre otros. 

A sus estudios en la Escuela de Cocina Gato Dumas (Buenos Aires) y su experiencia junto a reconocidos cocineros alrededor del mundo, Pablo suma el título de Sommelier obtenido en la Escuela Argentina de Sommeliers (Mendoza), que fortalece y potencia su formación y desarrollo profesional.